Noticias

Francia endurece medidas y apuesta por la tercera dosis para paliar la nueva ola de coronavirus


Primera modificación:

El Gobierno anunció que implementará la inoculación de refuerzo como condición para renovar el pase Covid-19 en mayores de edad. Es una disposición que abarca a 19 millones de ciudadanos. Además, habrá más rigidez para el acceso a sitios para los no vacunados y cambios en el protocolo de escolares. «El impacto en los hospitales es real pero claramente más bajo», aseguró el ministro de salud Oliver Verán.

Con el avance de un resurgimiento del coronavirus en Europa, los países están reconfigurando sus medidas preventivas, algunos con decisiones más drásticas obligados por la urgencia. El caso de Francia es diferente.

Con una de las tasas de vacunación más altas del continente y, lógicamente, padeciendo la nueva ola está a tiempo de implementar disposiciones que eviten que se profundice la gravedad de una situación que ya arroja medias de 20 mil casos diarios y el martes tuvo un pico de 30 mil.

Este jueves, en una rueda de prensa, Olivier Véran –ministro de Sanidad- anunció la decisión del Gobierno de ampliar el uso de la tercera dosis contra el coronavirus hacia todos los mayores de 18 años que hayan transitado cinco meses desde la última inyección. Esto será una condición necesaria para renovar el pasaporte Covid-19. Junto a él estuvieron presentes Jean-Michel Blanquer –ministro de Educación- y Jérome Salomon –director general de Salud-.

“Esto concierne a 25 millones de franceses, de los cuales ya hay seis millones que ya la recibieron. Quedan 19 millones a los que instamos a vacunarse en los próximos dos meses”, afirmó Véran.


Esta inoculación de recordatorio, que comenzará el próximo sábado, tendrá un margen de dos meses, fecha en la que caduca el pasaporte sanitario y que es requerido para ingresar a la gran mayoría de lugares públicos. Vence el 15 de diciembre para mayores de 65 años y el 15 de enero para los demás adultos.

“Los vacunados ingresan diez veces menos en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCIS) que los no vacunados. En los lugares donde la vacunación es más débil registramos una tasa de incidencia y de casos graves mucho más importante”, detalló el ministro de Salud.

Entretanto el Gobierno, que padeció el contagio del primer ministro Jean Castex, instaurará restricciones más severas para los ciudadanos no vacunados. Hasta aquí, podían ingresar a lugares concurridos socialmente (restaurantes, gimnasios, teatros, cines) mostrando un test negativo de las últimas 72 horas. Ahora, la prueba deberá ser dentro de las 24 horas recientes.

Por otro lado, vuelve a ser obligatorio el uso de mascarillas en lugares cerrados y exteriores concurridos según disponga el equipo de prefectura.


Véran justificó estas disposiciones alegando que permitirán evitar un confinamiento estricto, toques de queda o cerrar comercios como han debido hacer en otras naciones de la región. También le atribuyó este margen de maniobra a la alta tasa de vacunación en la población. “El impacto en los hospitales es real, pero claramente más bajo”, explicó.

Además, se readaptarán las medidas en las escuelas, luego de que este miércoles 8500 clases permanecieran cerradas en todo el país. El nuevo protocolo indica que, cuando haya un caso positivo en el aula, los padres deberán hacerles un test y los alumnos que den negativo pueden seguir concurriendo a clases.

El Gobierno de Emmanuel Macron analiza que a partir de 2022 los niños de entre cinco y once años también sean inoculados para detener la circulación del virus.





Source link

Related posts

ordenan confinamiento durante un mes en 16 departamentos, incluido París

admin

¿Qué sigue después de los 50 millones de primeras dosis contra el Covid-19 en Francia?

admin

Francia evacuó 300 personas de Afganistán

admin

Leave a Comment